Escudonota de prensa
Oficina de Comunicación

MINISTERIO
DE DEFENSA

Más de 300 alumnos de 134 colegios conviven con militares de la Comunidad de Madrid

09/04/2016 Twitter Dentro del programa educativo ‘4º ESO+Empresa' 2016 de la CAM

Más de 300 alumnos de 134 colegios conviven, desde el 14 de marzo y  hasta el 22 de abril, con los militares de las unidades ubicadas en la Comunidad de Madrid por el programa '4º ESO + Empresa'  2016 de la Consejería de Educación madrileña, con el que se busca facilitar a los jóvenes una experiencia formativa y educativa próxima al mundo laboral.

Por noveno año consecutivo el programa, dirigido por la Dirección General de Educación Infantil, Primaria y Secundaria de la Comunidad de Madrid, se ha puesto en marcha para “acercar el sistema educativo y el mundo empresarial, facilitando estancias educativas en empresas y organismos de su elección, de forma que los jóvenes estén mejor preparados para afrontar su futuro profesional, motivándoles y dotándoles de las destrezas necesarias”.

El proyecto, considerado actividad extraescolar, envía a numerosas empresas y organismos del ámbito público y privado a aquellos alumnos que voluntariamente hayan solicitado realizarla con vistas a su futuro profesional y les facilita su primera experiencia en contacto con el mundo laboral, amplía su currículum y facilita una elección más acorde con sus expectativas.

Este es el séptimo año en el que el Ministerio de Defensa participa en esta iniciativa, a través de la Delegación de Defensa de Madrid, que actúa como órgano de gestión y organización.

Desde que se lleva celebrando este programa educativo, se ha constatado la gran aceptación de las solicitudes voluntarias de aquellos jóvenes que ven en las Fuerzas Armadas un ámbito en el que desarrollarse profesional y vocacionalmente.

Este año,  en su esfuerzo por apoyar a la Consejería de Educación de la CAM en su tarea de orientar a los jóvenes en la elección de su futuro profesional, el Ministerio de Defensa ha ofertado 307 plazas dentro de 29 Unidades militares radicadas en el ámbito de la Comunidad de Madrid.

En respuesta a este ofrecimiento, se han recibido 1.323 solicitudes de 209 colegíos, lo que pone de manifiesto las expectativas y aceptación que esta oferta formativa suscita entre los jóvenes alumnos de la CAM, toda vez que, desde la participación inicial de cuatro alumnos de un centro escolar como prueba piloto en la edición de 2009, pasando por los 485 peticionarios de 102 centros educativos en el año 2013, se ha llegado a estas cifras de la edición de 2016.

El programa se inicia formalmente con la firma de un compromiso de acogida entre los jefes de las Unidades y los representantes de los Centros Educativos con alumnos seleccionados.

En él,  se establecen los criterios básicos y las limitaciones que regirán la estancia de los alumnos, se entregan las autorizaciones paternas y se hace a los directores y jefes de estudios de los centros una exposición de las actividades generales a realizar.

 El proceso de asignación de las plazas ofertadas se optimiza de forma que la concesión tenga en cuenta no solo factores como la fecha de solicitud, el número de solicitantes o la cercanía entre el Centro Educativo y la Unidad, sino también el tipo de Unidad, las preferencias del alumno (dentro de los ámbitos operativo, médico, enfermería, veterinaria, informática o ingenierías) o su nivel de aprovechamiento en él.

 Las estancias se desarrollan, dentro del periodo marcado por la Consejería de Educación de la CAM, en las unidades militares ubicadas en la Comunidad y de acuerdo con las disponibilidades manifestadas por éstas.

Para ello, los alumnos de 4º de ESO que han expresado su interés por las Fuerzas Armadas se integran, durante un período de tiempo que varía entre 3 y 5 días, en las actividades de una unidad militar, complementando su formación y tomando conciencia del mundo militar y de sus requerimientos.

Así, del 14 al 17 de marzo los alumnos convivieron con el personal militar y civil de la Academia de Ingenieros (Hoyo de Manzanares), la Agrupación de Infantería de Marina de Madrid (Madrid), la Brigada Acorazada XII (el Goloso), la Guardia Real (El Pardo), la Unidad Militar de Emergencias (Torrejón de Ardoz), la Brigada Paracaidista (Paracuellos del Jarama), las Fuerzas Aeromóviles del Ejército de Tierra (Colmenar Viejo),  el Batallón de Transmisiones II/1 (Madrid),  la Escuela Cinológica de la Defensa (Madrid), el Regimiento Inmemorial del Rey nº 1 y el Ala 12 (Torrejón de Ardoz

También lo hicieron con la Agrupación de Apoyo Logístico 11 (Colmenar Viejo), la Agrupación de Sanidad 1 (Pozuelo), la Agrupación de Hospitales de Campaña (Madrid), el Parque y Centro de Mantenimiento de Sistemas Antiaéreos, Costa y Misiles (PCMASACOM) (Madrid), el Parque y Centro de Mantenimiento de Sistemas Acorazados nº 1 (Madrid), el Parque y Centro de Mantenimiento de Material de Transmisiones (El Pardo), y la Agrupación del Acuartelamiento Aéreo de Getafe (Getafe).

Por su parte, las Unidades y bases aéreas de Cuatro Vientos y  Getafe, la Guardia Real y  la Unidad de Transmisiones del Mando de Artillería Antiaérea (El Pardo), el Regimiento de Artillería Antiaérea nº 71 (Madrid), la Agrupación de Transporte nº 1, la Unidad de Apoyo Logístico Sanitario, el Centro Geográfico del Ejército de Tierra, el Regimiento de Transmisiones Estratégicas nº 22, el Parque y Centro de Abastecimiento de Material Intendencia (Villaverde), el Parque y Centro de Mantenimiento de Vehículos de Ruedas 1 (Torrejón de Ardoz), el Parque y Centro de Mantenimiento de Sistemas Antiaéreos, Costa y Misiles, el Ala35 y el Regimiento Inmemorial del Rey  nº 1 han acogido alumnos del 4 al 7 de  abril.

Es de señalar que, conjuntamente con las Unidades mencionadas, ha tomado parte en este programa la Subdirección General de Sistemas Terrestres del INTA (Campus de La Marañosa) en los dos periodos de acogida establecidos.

Es importante destacar el esfuerzo de la Unidades del MINISDEF por apoyar la iniciativa, integrando a los alumnos en programas de instrucción diarios, con un extenso despliegue de elementos técnicos y humanos, contemplando sus limitaciones como personal civil aunque dentro de un ámbito real con el fin de que sirva a los intereses generales del programa.

Para ello, todos los alumnos han estado tutorizados por un mando de la Unidad que les ha acompañado en todas las actividades, ha atendido sus preguntas y les ha facilitado su integración.

Es de resaltar, la alta valoración de los alumnos participantes a las acogidas dentro de las Fuerzas Armadas, así como los reconocimientos expresados por los profesores y centros educativos hacia la labor realizada por las Unidades y tutores puestos a disposición del programa

Más Info