Ministerio de Defensa de España

Escudonota de prensa
Oficina de Comunicación

MINISTERIO
DE DEFENSA

EJERCICIO DE GESTIÓN DE CRISIS DE LA OTAN

22/02/2006 Twitter Durante la primera semana de marzo

La OTAN realizará del 1 al 7 de marzo su ejercicio anual de gestión de crisis denominado CMX-06, en el que se pondrán en práctica los procedimientos previstos para este tipo de situaciones, con objeto de mantener y mejorar la capacidad de la Alianza Atlántica para afrontar las crisis actuales. Todo ello se efectuará por medio de la interacción entre puestos de mando civiles y militares, tanto nacionales como multinacionales, sin que se desplieguen fuerzas reales. El formato actual de estos ejercicios anuales se inició en 1992.

El CMX-06 está promovido por el secretario general de la OTAN y será desarrollado conjuntamente por el Secretariado Internacional y el Estado Mayor Internacional de la Organización, desde su sede de Bruselas, así como por los dos mandos estratégicos, el Mando Aliado de Operaciones, enclavado en Europa (en SHAPE, Bélgica), y el Mando Aliado de Transformación, situado en Estados Unidos (en Norfolk, Virginia). Asimismo, tomarán parte equipos de la administración civil y de los estados mayores militares de los 26 países miembros de la Alianza, que actuarán desde sus respectivas capitales y ya han intervenido en la fase de planeamiento. La práctica de las disposiciones y procedimientos de manejo de crisis incluirá la cooperación cívico-militar.

Representantes de las Naciones Unidas, la Unión Europea y la OSCE han sido invitados al CMX-06 como observadores. Las naciones asociadas a la OTAN serán informadas de los contenidos generales del ejercicio.

El escenario del CMX-06, que, como en todos los ejercicios de este tipo, siempre es ficticio, plantea una crisis surgida por el progresivo desarrollo de amenazas asimétricas procedentes del exterior de la zona Euro-Atlántica, contra los países aliados miembros de la OTAN. La ambientación creada describe una amplia gama de amenazas, incluyendo el terrorismo y una potencial acción agresiva de naturaleza química, biológica y radiológica contra el territorio, la población y las fuerzas de la OTAN. También puede haber planeamiento operativo preliminar para la posible activación y empleo de la Fuerza de Respuesta de la OTAN (NRF), aunque está excluido el despliegue de fuerzas en la realidad.

Por parte española, la participación en el CMX-06 sirve para activar, ejercitar y evaluar los conceptos, acuerdos y procedimientos de gestión de crisis de la OTAN, así como los sistemas de consulta para la toma de decisiones colectivas en dicho ámbito. La dirección del planeamiento y de la ejecución del ejercicio corresponde al jefe del Estado Mayor de la Defensa (JEMAD).