Ministerio de Defensa de España

Escudonota de prensa
Oficina de Comunicación

MINISTERIO
DE DEFENSA

ESPAÑA SERÁ SEDE DEL TACTICAL LEADERSHIP PROGRAM DE LA OTAN

03/11/2006 Twitter La base aérea de Los Llanos (Albacete) acogerá este programa a partir de 2009

Los ocho países de la OTAN que integran el Tactical Leadership Program (TLP) han acordado hoy en Bruselas que la base aérea de Los Llanos, en Albacete, sea su sede a partir de 2009. La sede actual del programa está situada en la base aérea de Floréense (Bélgica).

El ministro de Defensa, José Antonio Alonso, ha agradecido la decisión adoptada por los países integrantes del TLP y entiende que es una demostración de que el trabajo que realiza España en el seno de instituciones como la OTAN y la UE se ve reconocido día a día con decisiones como ésta. Para el ministro Alonso seguirá siendo prioritario colaborar al más alto nivel con los socios de la Alianza para garantizar la estabilidad mundial.

El objetivo del TLP, en el que participan Alemania, Bélgica, Dinamarca, Estados Unidos, Gran Bretaña, Holanda, Italia y España, es incrementar la efectividad de las fuerzas aéreas tácticas aliadas por medio del desarrollo de las aptitudes de mando, las capacidades de vuelo táctico, las capacidades en materia de planificación y asignación de cometidos de misiones, y las iniciativas de carácter conceptual y doctrinal, constituyendo un programa fundamental en apoyo a la misión de la OTAN.

Para adecuar la base aérea de Albacete a las nuevas necesidades se realizarán entre los años 2007 y 2009 varios proyectos de infraestructuras, entre los que se pueden destacar el edificio del Cuartel General del TLP, el hangar de mantenimiento, el pabellón de alojamiento, así como adecuar los espacios de aparcamientos de aeronaves y carreteras interiores para conectar las instalaciones del programa TLP. Igualmente se potenciará la equipación de la base en vehículos, sistemas y equipos de apoyo al vuelo, comunicaciones, etc.

Las inversiones previstas rondan los 20,7 millones de euros, de los que 15,5 millones se destinarán a infraestructuras, y algo más de 5 millones de euros a equipamientos. Todos estos gastos serán sufragados proporcionalmente por las naciones participantes en este programa.